Se radicalizan las movilizaciones, ahora comienza el paro nacional.

FOTO 1

Este martes 24 de mayo, al no haber respuestas ni acercamientos con el Gobierno, ANSOG decide radicalizar y pasar de la huelga al paro en todas las unidades penales a lo largo del país.

Desde el jueves 19 de mayo, dos directores nacionales comenzaron una huelga de hambre liquida como forma de llamar la atención de las autoridades y poder comenzar a instalar un proyecto de ley que permita a todos los gendarmes del país, tener una carrera funcionaria que les permita acceder a una mejor calidad de vida, de realización profesional y de igualdad de oportunidad.

Nuestros directores nacionales llamaron a las bases a comenzar el paro a contar de la media noche al tener una nula respuesta de las autoridades, la Ex – Penitenciaria de Santiago fue tomada por nuestros colegas de forma indefinida y durante el trascurso de la madruga se fueron sumando unidades a lo largo del país.

Esta medida de radicalización se suma a la huelga de hambre que mantienen más de 20 gendarmes a lo largo del país, luchando por el bienestar de toda nuestra institución.

Las exigencias siguen siendo las mismas:

  1. El Gobierno tramite con urgencia prorrogar las facultades al Director Nacional establecidas en la ley 20.849 para eximir de los requisitos de ascensos por mérito por lo menos hasta el año 2020, ya que hoy no existe la carrera funcionaria por ende no se pueden aplicar mecanismos aberrantes que impiden los pocos ascensos que están previstos de aquí a 5 años.
  2. Ingresar a más tardar, previo debate con las organizaciones de funcionarios, un proyecto de ley que aborde la crisis de carrera funcionaria durante el primer trimestre del año 2017, en el cual se reestructuren los escalafones con un modelo matemático adecuado y coherente, se restablezcan los mayores sueldos (derecho conculcado en dictadura) y que en definitiva se garantice la carrera funcionaria a cada integrante de la institución.
  3. Defender la especial función de nuestra Institución y su gente ante el órgano Contralor que en el último tiempo no ha diferenciado en el hecho que Gendarmería trabaja con reos por ende no puede ser asimilado a otro servicio público en algunos dictámenes.
  4. Asegurar a los Dirigentes huelguistas y en movilización un trato digno, coherente y que bajo ningún punto de vista se amenace su estabilidad laboral.

A pesar de haber entregado al Gobierno el petitorio, y llamar al dialogo durante años, ha sido necesario optar medidas de presión radicales para llamar la atención.  Se debe sumar, como antecedente, que, durante el mensaje del 21 de mayo de la presidencia, no se hizo ninguna alusión acerca de una planificación de mejoras para gendarmería.

Invitamos a todos nuestros los gendarmes a lo largo del país a sumarse a esta manifestación con mesura y respeto, pero con la convicción de luchar por medidas justas, a cuidar de nuestros colegas en huelga de hambre y estar atentos a las instrucciones de la Directiva Nacional.

Firmes y dignos colegas, por una reestructuración de planta, carrera funcionaria, no más postergaciones.

PRENSA ANSOG